martes, 13 de junio de 2017

UN LOBO ENAMORADO DE LA LUNA

UN LOBO ENAMORADO DE LA LUNA
(Alegoría)

Un lobo se enamoró de la luna,
y la doncella de su bello cantar,
él la llegó a amar como ninguna
más por su bien tenían que callar.

Su majestad el sol la cortejaba,
de buen agrado hubiera aceptado,
pero su amor siempre rechazaba,
si se acercaba le habría quemado.

Era uno de esos castos amores,
que por las frías madrugadas,
disfrutaban del amor mil sabores,
a capella sin cobijas ni enaguas.

Él la embelesaba con su dulce canto
y ella la seducía con sus atributos
y encantos bajo inmenso cielo santo.
Solos y amándose siempre juntos.

Juntos siempre juntos de la mano,
separados por la cruel maldición,
pero unidos en un solo corazón,
entre alhelies y jazmines del ufano.

Cierto dia el burlado sol se enteró,
y herido y en su amor mancillado,
por la mitad de un tajo la luna partió
y en lo más alto de la tierra la colgó.

En su encono, la otra mitad lanzó
al espacio sideral, al último rincón.
Por eso hoy al estar en conjunción,
trata de restituir lo que su enojo mutiló

Entonces se torna en sangre la luna
y el sol aún muy triste y enamorado,
anillo en oro de compromiso vetado,
a su amor imposible ofrece oportuna.

Y en noches de plenilunio como éstas,
el lobo tristemente aulla en la floresta,
su canto llega a lo alto de la luna enhiesta,
hasta escucharlo con su dolor a cuestas.

Se acerca lo más que puede hasta él,
a fin de tratar de romper el mal hechizo,
renovarle su amor que el sol deshizo
y sentir de su amado un beso en el vergel.

«Hay amores imposibles y distantes
que por funestos azares del destino
no se pueden juntar, pero aun así,
eso no impide que se puedan amar»

Autor: George Rivas Urquiza
Seudónimo: Wolf Grey
© Derechos reservados de autor
GRU/13/05/2017
Imagen de la red

No hay comentarios:

Publicar un comentario