miércoles, 28 de marzo de 2018

QUE DARÍA YO


QUE DARÍA YO

Ayer estaba mirando al parque que hay frente a casa.
Me sorprendió verte venir andando por la avenida cabizbajo, bueno más bien deambulando por tu caminar lento y pausado.
Al llegar frente a mi casa hiciste una parada, metiste tu mano en uno de los bolsillos del pantalón, sacaste el paquete de cigarrillos y encendiste uno dándole una calada larga, expulsando el humo mirando el cielo radiante, luna llena, luceros en la noche radiando su esplendor.
Quiero pensar que no me viste asomada a la ventana, mirando tras la cristalera, pues no me saludaste.
Que hubiese dado por saber tus pensamientos en ése precisó momento, qué idea atrapada en tu mente pues tu mirada estaba ausente y perdida mirando a la lejanía, no sé yo también quedé paralizada tras la ventana, sin atreverme a llamar tu atención.
Ay...como me hubiese gustado apretarte a mi pecho con un fuerte abrazo, ser tu consuelo y confidente, escuchar tus palabras buenas e incluso malas por tus miedos.
Besarte una y otra vez, no supe responder a tu silencio, no hice fluir mis anhelos.
Te fuiste alejando paso lento y pausado, yo quedé pensando .
Que daría por leer tu mente, tus adentros forjados de esperanzas, como me gustaría saber para así hacerte feliz.
¡Que daría yo amor!.

Autora- Livert Marie
Derechos de autor reservados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Sangría

El cristal de Rosshalde Acerca de… Sangría Publicado el  22 mayo, 2018  de  Scarlet C “-Me sentía muy solo cuando todos...