jueves, 22 de marzo de 2018

VENGANZA LÍRICA

VENGANZA LÍRICA

De lo que me hiciste en el pasado,
el tiempo ha sanado cada herida
y
la mejor forma de vengarme
que he encontrado,
fue convertirte en poesía;
en donde demuestro que te quedaste difusa en el ocaso,
en donde lo nuestro esparcido se ha quedado,
mientras yo navego placentero
por el undívago mar de la alegría.
Con mis versos he logrado que al leerme,
el corazón te palpite emocionado
queriendo salírsete del pecho,
cual si fuera un potrillo desbocado,
buscando fugarse en estampida,
para obtener amparo en mi estepa interior
y
sentirse satisfecho en mi guarida,
pero, al no poder hallar refugio en mi campiña...
debes conformarte con evocar del ayer conmigo,
las más dulces
y
locas añoranzas,
que por una exclusiva temporada
sembraron floraciones de esperanzas
en los interiores jardines juveniles de los dos.
No interesa que te encuentres en otros lares,
sonriendo distraída...
ajena a mis antiguas dolencias amorosas
y
aquellos invasores pesares,
que en el fondo de mi entraña me sembraste,
al momento de realizar tu pérfida
y
despótica partida,
planeada para nunca regresar;
no contabas conque el destino me premiara
y
mi talento que conservo
me ayudara a progresar;
por eso oportunista
y
confiando en tus sobresalientes artimañas,
estás soñando que es hora de retornar
ofreciéndome cariño,
porque anhelas formar parte de mi vida...
bien sabes que es muy tarde
y
lo que aspiras no puede ser,
asimismo debes consolarte
con vivir sintiendo desde ahora,
el dolor que produce un desengaño,
si esa persona en quien confiamos
pisotea nuestros nobles sentimientos
y
de manera descarada en la cara se burla
y
nos lastima;
así experimentarás en carne propia
el escosor que se siente allá muy dentro,
cuando alguien nos taladra el corazón
con la broca del desdén,
convirtiendo en polvillo nuestro querer.
Sin embargo, mi antigua idolatrada,
si de pronto un día nos encontramos
prometo que de largo no voy a pasar;
te saludaré efusivo
y
cariñoso...
por esas cosas buenas
que me obsequiaste en el ayer,
las cuales me permitieron alimentar mis ilusiones,
haciendo que me sintiera habitando en el edén.

Gerardo Carrascal Santiago
Bogotá. Colombia
IV-25-2017
Derechos reservados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Sangría

El cristal de Rosshalde Acerca de… Sangría Publicado el  22 mayo, 2018  de  Scarlet C “-Me sentía muy solo cuando todos...